Aceptar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.
Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

La fundación de la cartuja de Valldemosa

Votos

(Total de votos recibidos 201)

(Puntuación 3,00)

Valldemosa
El Museo Casa Natal de Jovellanos recupera esta obra para la ciudadanía

El pasado 30 de mayo fue presentado el óleo recientemente adquirido por el Museo Casa Natal de Jovellanos La fundación de la cartuja de Valldemosa, 1806, copia pintada por Pedro (documentado en Mallorca en 1805-1807), ayudante de fray Manuel Bayeu para Gaspar Melchor de Jovellanos.

El museo está desarrollando un plan de recuperación de los bienes y objetos artísticos que fueron propiedad de Jovellanos. La adquisición de esta copia de la Fundación de la cartuja realizada por el discípulo de Bayeu para Jovellanos, es muy importante para continuar a vanzando en estos trabajos de recuperación de la colección artística de Jovellanos y en el conocimiento de su vinculación con las Bellas Artes.

La obra es una copia de la gran composición del pintor Manuel Ferrando conservada en el Museo de Mallorca que conmemora la fundación de la cartuja de Jesús Nazareno de Valldemosa por Martín el Humano en 1399. Esta obra de grandes dimensiones, conocida con el sobrenombre de "La Cortina de Valldemosa", llamó la atención de Jovellanos durante su estancia en esa cartuja y de ella recoge diversos datos relativos a su autoría y datación.

La pintura fue presentada por el profesor de la Universidad de Oviedo Javier González Santos quien publicó recientemente las anotaciones a su diarios malloquines y es el autor del catálogo de la exposición "Jovellanos aficionado y coleccionista", que incluye esta pintura en el capítulo Reconstrucción de la colección artística de Jovellanos. Pinturas no conservadas

Documentación en prensa

27/03/2013
La Nueva España.- Jovellanos galerista

31/05/2013

La Nueva España.- La cartuja de Valldemosa, en casa
El Comercio.- "Jovellanos fue feliz en su cárcel de Bellver"